Verdades sean dichas: las democracias liberales son menos Charlie de lo que aparentan

Autor: Daniel Cerqueira* para Asuntos del Sur

torture2Tras la masacre de los trabajadores del Charlie Hebdo ocurrida hace algunas semanas, mucho se ha debatido sobre la forma como las democracias liberales deben enfrentar el radicalismo ideológico. En su primera alocución tras el atentado, François Hollande reivindicó uno de los principios de la república inspirada en Voltaire: “la libertad siempre será más fuerte que la barbarie”. Con una admirable prudencia, el presidente francés aclaró que ese crimen hediondo en nada se vincula al islamismo ni a un supuesto choque entre civilizaciones, sino al fanatismo de quienes desprecian los derechos humanos como cemento de la convivencia.

Sigue leyendo